Habrás visto en multitud de ocasiones el códec ‘H264’ al descargar un vídeo de internet o al realizar algún trabajo de edición de vídeo, pero ahora ha dejado paso a su sucesor ‘H265’.

Un nuevo estándar de compresión de material audiovisual que facilita la visualización y descargas de vídeos, pero ¿qué novedades trae exactamente?

 

En primer lugar, la reducción de su ancho de banda conservando toda su calidad lo que también reduce el tiempo de descarga al tener la mitad de tamaño que los ‘H264’.

Y, en relación a su calidad, estamos ante un vídeo de alta calidad con una resolución que puede superar el Full HD o 1080p.

En conclusión, con el ‘H265’ podemos ver material audiovisual en Full HD y con una comprensión reducida muy útil para poder disfrutar de estos vídeos en dispositivos móviles como móviles o tablets.